• Diariovasco.com
  • Diariovasco.com
  • Web oficial


Llaneras-Torrent, otra pareja de ensueño para las Seis Horas

El corredor balear vuelve a cambiar de pareja en Anoeta, donde nunca ha repetido compañero en el anillo. Podría despedirse del ciclismo en los Juegos de Pekín.

Benito Urraburu

SAN SEBASTIÁN. DV. Cuatro nombres como cuatro dagas para cortar la pista del velódromo Antonio Elorza de Donostia. Las Seis Horas de Euskadi 2008, que se celebrarán el sábado 23 de febrero entre las tres de la tarde y las 9 de la noche, volverán a medirse por la calidad de sus participantes, por la intensidad del programa, por la presencia de un público fiel que nunca sale defraudado.

Primero fueron Bruno Risi y Franco Marvulli. Ahora llegan Joan Llaneras y Carles Torrent, quien podría ser el último compañero del mallorquín en la pista. Camino de los 38 años, Llaneras ha vivido mucho encima de una bici.
Primero, como corredor de carretera, con la Once y el US Postal. Y luego, en la pista, donde ha coleccionado títulos mundiales y olímpicos. La vida de Llaneras está llena de oro, pero también de lágrimas. Torrent será su cuarto compañero en las Seis Horas de Euskadi. Primero fue Miquel Alzamora, con quien ganó en Anoeta en un lejano 1998. Luego llegaría Isaac Gálvez, con quien formó un dúo imbatible, roto primero por la Federación Española, lo que tuvo arreglo, y luego por la muerte del propio Gálvez. Es lo único que no tiene solución en esta vida. La noche eterna es el final.

La desgracia que ocurrió hace dos inviernos en la pista de Gante dejó a Llaneras hundido, primero a nivel personal y luego sin el mejor apoyo que había tenido, y que tendrá nunca, en la prueba de americana, donde la confianza en el compañero que tienes al lado debe de ser total. En 2007 corría en Euskadi con Mikel Astarloza de pareja. Ahora lo hará con Torrent, al que las fracturas que tuvo en la mano hace ya unos meses, entrenándose, no le impedirán correr.
Mundiales a mansalva

Joan Llaneras ha querido correr por encima de todo con Torrent. Será su apoyo en los Mundiales de Manchester, en el mes de marzo, primero, y en los Juegos Olímpicos de Pekín, después. Han perdido, por esa caída y esas fracturas, varias pruebas de la Copa del Mundo, lo que les ha hecho perder un tiempo precioso.

Llaneras, un corredor especial -todos los grandes lo son- pero humilde a la vez, no piensa mucho más lejos de Pekín. Su futuro deportivo finalizará en China. En el ciclismo ha ganado todo lo que podía ganar y su forma de correr, en pruebas de resistencia, con un gran desgaste físico, acabará pasándole factura.

Acumula siete títulos mundiales, cuatro de ellos en puntuación, y tres en la prueba de madison (americana), el último de ellos con Gálvez, en el velódromo de Burdeos. Además atesora dos medallas olímpicas, una de oro y otra de plata, en puntuación, en Sydney y Atenas.

De Carles Torrent, un estajanovista del ciclismo, se puede decir que es un corredor de perfil duro, el compañero ideal para poder rodar durante muchas vueltas, muchos kilómetros, en una pista a un ritmo atroz.

Es un veterano que fue medalla de bronce en la prueba de persecución en los Juegos Olímpicos de Atenas. Ha conseguido triunfos en carretera, en las vueltas a La Rioja, Castilla-León o Burgos. Fue segundo en una París-Camembert. Un ciclista rocoso.

Grandes dominadores

Compagina la carretera con la pista. Su primera incursión con Joan Llaneras en un Campeonato del Mundo, el de Palma de Mallorca, se saldó con el cuarto puesto. Forman una pareja que debe de estar entre las que disputen la victoria final, sin olvidarnos de que Risi y Marvulli llevan ganadas este invierno siete pruebas de Seis Días, lo que vuelve a colocarles, en un imaginario podio, en un lugar más alto que los demás participantes. Al menos eso dicen los anillos de Europa, lo que se ha visto este invierno.

Nueve años después de su primera victoria, Joan Llaneras vuelve al velódromo y lo hace para luchar por el triunfo. Después de aquel estreno, Llaneras eligió durante un cierto tiempo un camino que no le conducía a San Sebastián, hasta que retornó nuevamente al sendero de Anoeta.

Verse con los mejores del mundo en los grandes velódromos suele generar tensiones, como las que tuvieron en muchos momentos Joan Llaneras y Bruno Risi, situaciones que ahora parecen estar aplacadas.

Las Seis Horas de Euskadi han arrancado con fuerza, con ilusión. Las bodas de plata de este espectáculo han quedado ya olvidadas. Anoeta vivió los triunfos de Joan Llaneras y también conocerá su despedida, bien en 2008, bien en 2009.

Tercero en 2007 con Mikel Astarloza de compañero, las apariciones de Joan Llaneras en el recinto de Anoeta han resultado siempre espectaculares. El día 23 de febrero tendremos que hablar, una vez visto el ritmo de nombres que Organizaciones Deportivas EL DIARIO VASCO está dando a conocer, de quién más va a ocupar un lugar en el podio puesto que tanto Risi-Marvulli como Llaneras-Torrent son corredores llamados a estar en el cajón.

Hay muchas más parejas con nombres importantes, pero en el podio final sólo entrarán seis grandes nombres.